Encauzamiento Emocional

Comparte este contenidoShare on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedInPin on Pinterest

Prosiguiendo con los estudios sobre el desarrollo personal; se hace corta pero interesante exposición sobre Encauzamiento Emocional, de Cecil Poole, quien sucintamente nos reseña lo siguiente:

1.- La necesidad del conocimiento de sí; para cuando se enfoque la atención mental en la luz interior del Espíritu, alcanzar manifestar por entre la personalidad lo más denso del Espíritu que es el Alma, y con ello alcanzar discernir, la ausencia de deseo, la recta conducta (Control de la mente, control de sí en la acción, tolerancia, contentamiento y alegría, finalidad única y confianza) y el amor con consciencia.

2.- Únicamente con el amor consciente se alcanza a comprender los condicionamientos sociales; que desde la infancia hasta el presente se gen la memoria (Polo negativo, éter reflector, cuerpo físico vital o etérico), con su respetiva caga emocional del cuerpo de deseos o astral. Por lo que cuando; a través de los sentidos (Polo negativo, éter luminoso, cuerpo físico vital o etérico) se percibe algo o a alguien, inmediatamente los condicionamientos sociales memorizados lo califica con su respectivo Encauzamiento Emocional. Lo que incentiva al cerebro ordenar producir al Sistema Endocrino una cantidad determinada de hormonas (Polo negativo, éter vital o de vida, cuerpo físico vital o etérico); y de acuerdo al Encauzamiento Emocional de los condicionamientos sociales, se percibirá placer o dolor.

3.- Pero cuando se enfoca la atención en la luz del Espíritu y se percibe algo o a alguien por los sentidos, el Alma; con la consciencia, controla los impulsos de los condicionamientos sociales. De suerte que la fuerza de la consciencia actúa como medio equilibrador de las energías de los cuerpos, evitando que se reaccione con pensamientos, sentimientos, percepciones o acciones negativas. Lo que colateralmente: üEvita desequilibrios; por placer o dolor, en el Sistema Endocrino. Porque no actúan las bajas emociones del cuerpo emocional o astral inferior. üMantiene una buena salud física, emocional y mental. üEsparce la consciencia por entere el entorno; y con ello, el amor.

Cordiales saludos:

Jorge E. Morales H.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *